Antes de la pandemia de COVID-19, México no atendía con importancia la producción de ventiladores mecánicos, y solo fabricaba 700 piezas al año.

Con el propósito de atender la demanda sanitaria, en los primeros meses de 2020 la producción aumentó considerablemente pasando de 700 ventiladores anuales a 2 mil 500 por mes, y destacan las peticiones de países extranjeros.

Fernando Oliveros, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria de Dispositivos Médicos (AMID), informó que incluso los fabricantes mexicanos ampliaron las líneas de producción y liberaron patentes, y que empresas de otros giros se han dedicado a este ramo.

Aunque se ha informado de diversos proyectos para el desarrollo de prototipos, Oliveros detalló que hasta ahora ninguno ha finalizado su desarrollo, y que las solicitudes de autorización siguen sin llegar a la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofrepris).

Cabe mencionar que México es el principal fabricante de dispositivos médicos en América Latina y octavo a escala global.

Te podría interesar: ESTUDIANTES MEXICANOS RECREAN RESPIRADOR ARTIFICIAL DE BAJO COSTO QUE NO NECESITA LUZ