Othón P. Blanco se encuentra en graves problemas de sanidad. Fue el mismo secretario general del Ayuntamiento de dicho municipio, Alejandro Rivera Romero, quien ratificó que la comunidad necesita de un nuevo relleno sanitario en calidad de urgente para 2020, pero que las posibilidades de conseguir 200 mdp para su construcción son nulas.

Cabe recalcar que el ciclo de vida para las funciones del basurero actual venció hace cinco años, pero debido a la falta de recursos sigue en operación; se están realizando labores de saneamiento para disponer de espacio y poder dar entrada diariamente a 280 toneladas de residuos sólidos, las cuales no reciben el tratamiento, ni el manejo adecuado.

Rivera Romero informó que fueron solicitados al Congreso del Estado recursos adicionales, debidoo a que existe una orden judicial que obliga a cerrar el relleno sanitario actual en marzo del próximo año y además, alrededor de 15 mil personas que viven en zonas aledañas al depósito se encuentran en riesgo debido al casi nulo manejo de los residuos y fauna nociva.