Expertos de Unicef alertan que la falta de clases presenciales podría provocar que millones de alumnos ya no regresen a las aulas.

En casi todo el mundo se han mantenido cerradas las escuelas un promedio de 95 días, sin embargo en México ha sido casi el doble: 180 días.

Christian Skoog, de Unicef México, mencionó que se ha demostrado que las escuelas no son espacios que representen grave riesgo de contagios.

En un comunicado señala, en comparación, que al menos en México, ya están operando -bajo protocolos sanitarios- supermercados, restaurantes, bares, cines, incluso playas.

Te puede interesar: DECLARAN EL 2020 COMO AÑO PERDIDO PARA LA EDUCACIÓN

Por ello, considera que perfectamente se pueden abrir las escuelas, eso sí, remarca, deben seguirse puntualmente los protocolos sanitarios.

Consecuencias en alumnos

Además, también debe hacerse un mapeo de las necesidades y deficiencias de cada localidad donde abran las escuelas.

También advierte que los menores la están pasando mal encerrados en casa, y están perdiendo la oportunidad de socializar y de aprender.

Por si fuera poco, hay problemáticas que ya existían y que se están agravando, argumenta Paola Gómez, oficial de Educación de Unicef México.

Por ejemplo, la violencia, embarazo temprano, problemas de salud mental, explotación, trata.

Todas estas situaciones son las que están padeciendo los menores en sus hogares, los cuales son en ocasiones, menos seguros que las aulas.

Señala Unicef aumento en desigualdad

Otra consecuencia es que las diferencias y desigualdades se están acrecentando.

La población indígena y las niñas son quienes quedan en condiciones más desfavorables que antes de la pandemia.

Paola Gómez estima que hasta 11 millones de niñas podrían ya no regresar a la escuela luego de esta grave crisis sanitaria, social y económica.

La especialista de Unicef expresa que ha colaborado de cerca con la SEP, pero la dependencia no cuenta con información precisa para hacer un diagnóstico.

De esta manera, no se pueden identificar las necesidades de las comunidades y de los planteles.

Considera que si las escuelas permanecen cerradas por más tiempo el rezago educativo generado ya no podrá revertirse.

Te puede interesar: PROPONEN FLEXIBILIDAD LABORAL PARA MAYOR PARTICIPACIÓN EN LA EDUCACIÓN DE HIJOS