Los eventos astronómicos fueron de gran relevancia para las antiguas culturas, no sólo eran fenómenos sorprendentes, sino que eran augurios o mensajes de los dioses.

Te recomendamos leer: Teatro, galaxias y más eventos para iniciar junio