Los tripulantes detenidos de la avioneta que aterrizó en la comunidad de Nuevo Israel, en Bacalar, el pasado 27 de enero, presuntamente la aeronave transportaba alrededor de 600 kilogramos de sustancia ilegal, fueron vinculados a proceso por delitos contra la salud y portación de armas de uso exclusivo del Ejército.

Con el apoyo de elementos de la Guardia Nacional y Marina, el pasado martes 4 de febrero inició el juicio con carácter privado de los tripulantes Germán G.C y Benjamín C.R, en el juzgado 1 de Distrito en la ciudad de Chetumal.

Los imputados fueron puestos a disposición de la Fiscalía General de la República (FGR) tras ser detenidos cuando custodiaban la avioneta y dos camionetas, de las cuales, una transportaba paquetes con droga.