Sin perspectiva de género, sin tener claro el presupuesto ni objetivos definidos en materia de seguridad, fue lo que arrojó la encuesta “Por un México Seguro” que analizó las propuestas de aspirantes a presidencias municipales en Benito Juárez y Puerto Morelos.

Al presentar los resultados , Azucena Gual, fundadora y vocera del Observatorio de Seguridad y Género de Quintana Roo (Osege), informó que únicamente siete de 15 aspirantes que recibieron la invitación aceptaron participar.

Esto es preocupante porque el año pasado Quintana Roo estuvo entre los tres primeros lugares en el delito de violación, y el punto “rojo” es Benito Juárez.

En cuanto a la trata de personas la entidad también ocupó los primeros lugares y sin embargo, estos temas no figuraron entre lo que las personas consultadas respondieron.

TE PUEDE INTERESAR: Conoce las candidaturas para las elecciones 2021

Durante su participación en la presentación, Doria Vélez Salas, Directora de Investigación del Observatorio Nacional Ciudadano (ONC), destacó que a nivel nacional se observó que las campañas se enfocaron más en temas mercadológicos que de fondo.

“No consideran que mejores propuestas se traduce en una mejor campaña, se han centrado en bailes y otras estrategias de marketing”, lamentó.

Señal de alerta desde las propuestas

También se detectó una señal de alerta al recibir la negativa a participar de parte de aspirantes “punteros”.

“Es un mal mensaje y una señal de alerta en cómo podría ser si llegaran a ganar, sobre todo por la apertura y los alcances que pudieran tener”.

En todo México 85 aspirantes a alcaldías y 13 personas candidatas a gubernaturas respondieron la encuesta.

Entre los temas que se abordaron en el cuestionario a aspirantes locales están:

  • Políticas de prevención
  • Fortalecimiento de las instituciones de seguridad
  • Coordinación entre autoridades municipales y estatales
  • Disminución de impunidad
  • Atención a la incidencia delictiva

A nivel nacional se cuestionó sobre temas como:

  • Procuración e impartición justicia,
  • lavado dinero,
  • tráfico armas,
  • trata de personas,
  • capacitación policíaca,
  • prevención de violencia y delito,
  • rendición de cuentas,
  • presupuesto
  • transparencia y
  • derechos humanos.

¿Qué sigue después?

Tanto el Osege como ONC darán seguimiento a las políticas en materia de seguridad de quienes ganen las elecciones, hayan o no contestado la encuesta.

“Si se trata de un aspirante que no contestó, una vez que cumple los primeros tres meses en el mandato volveremos a preguntar qué está haciendo o sus líneas de acción”, dijo Vélez Salas.

El objetivo es entablar un diálogo para ofrecerle propuestas que provengan de la sociedad civil, tal como ya ha pasado en dos entidades federativas antes.