Cozumel, 18 febrero.- La parroquia Sagrado Corazón de Jesús, ubicada en la colonia Emiliano Zapata, fue víctima por enésima vez de los amantes de lo ajeno, quienes aprovecharon la soledad nocturna y la nula vigilancia policiaca para sustraer algunos objetos religiosos de valor, equipo de sonido y dinero en efectivo, además de crear destrozos en el interior.

Un trabajador de dicha parroquia reportó a las autoridades que en el transcurso de la mañana se había detectado que en el interior de la iglesia faltaban un par de bocinas, micrófonos, bicicletas de algunos feligreses y hasta una reliquia católica.

“Esto no es nuevo, el jueves y sábado también nos robaron la caja de la limosna de la desatadora y hoy de nuevo bocinas y otras cosas el equipo de sonido que se ha comprado muchas veces”, declaró con bastante enfado José Luis Peraza Cárdenas.

A su vez, el robo también causó una enorme indignación entre los vecinos de la parroquia por la reiterada cantidad de robos que ya acumula este templo, ya que a principios de este año la parroquia había reforzado las puertas para evitar los robos, pero estos siguieron.

Por tal motivo, el párroco Enrique Flores exhortó a los fieles a que cuiden y respeten el templo, mientras que dejan el caso en manos de la Policía Ministerial para ver si se puede identificar al autor o autores de este nuevo robo.