Kantunilkín.- Ante la cercanía del inicio de la temporada de huracanes, la Dirección Municipal de Protección Civil inspecciona edificios que podrían ser habilitados como albergues y refugios anticiclónicos.

El director de Protección Civil en este municipio, Alex Betancourt, señaló que de continuar la alerta sanitaria por coronavirus se tendrá que reducir el 50 por ciento de la capacidad de los refugios y albergues. “Actualmente contamos con un padrón de 46 refugios para albergar a más de 2 mil 500 personas, pero se podría reducir a la mitad a consecuencia del COVID-19”, indicó.

“Estamos trabajando de lleno para actualizar el padrón de albergues y refugios anticiclónicos teniendo como focos rojos la isla de Holbox y el puerto de Chiquilá que serían evacuados, en caso de registrarse algún huracán”, sostuvo.

En este sentido dijo que en la carretera Kantunilkín-Chiquilá, de aproximadamente 35 kilómetros, se forman 3 espejos de agua muy profundos que podría dejar incomunicadas a las comunidades de la zona, pero se busca coordinar acciones con empresas camioneras para que apoye con autobuses a fin de que la evacuación se realice sin problema alguno.