Derivado de las denuncias que realizó el exdirector de Petróleos Mexicanos, Emilio Lozoya Austin, la Fiscalía General de la República (FGR) ha iniciado una investigación en contra del expresidente Enrique Peña Nieto y su exsecretario de Hacienda, Luis Videgaray para comprobar si autorizaron un pago de 500 millones de pesos para financiar la campaña presidencial en 2012.

Dichos millones provenían de sobornos y también se utilizaron para financiar las reformas estructurales, y beneficiar a una empresa.

El titular de la FGR, Alejandro Gertz Manero, comunicó que Lozoya Austin brindó cuatro testigos como prueba, documentos y un video.

Respecto al caso Odebrecht, Emilio Lozoya dijo que se realizaron sobornos superiores a 100 mil millones de pesos, mismos que fueron utilizados para la campaña en 2012 para la Presidencia de la República.

“Y el que después fue presidente (Peña Nieto) y su secretario de Hacienda (Luis Videgaray) son las personas, señala, los que le ordenaron que ese dinero fuera entregado a varios asesores extranjeros que colaboraron y trabajaron para la campaña de estas dos personas”, dijo en un mensaje a medios.

El fiscal general informó que Enrique Peña Nieto, Luis Videgaray y otras personas relacionadas al caso podrían ser llamadas a declarar “en caso de que sea procedente”.

¿Qué opinas?