Cuarenta taxistas fueron dados de baja en Cancún por haber participado en actividades ilícitas, de acuerdo a declaraciones del Sindicato de Taxistas “Andrés Quintana Roo”. 

Secuestro, traslado de sicarios, venta y distribución de droga son los hechos delictivos con los que se les vincula, ya que si el tema de la inseguridad en la entidad no es nuevo, el modus operandi del “taxi”, es una manera fácil de esconderse.

Identificar a los responsables resulta complicado, por ello se invita a la gente a denunciar, a la par de que el gremio de taxistas sigue recibiendo el apoyo de las autoridades con vigilancia permanente.