La pandemia de coronavirus afectó diferentes sectores sociales como la educación, donde el rezago educativo se elevó dos años, de acuerdo con un estudio del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

¿Qué significa esto? Antes de la emergencia sanitaria, la población mexicana tenía una escolaridad de 8.8 años, lo cual cubre toda la secundaria completa.

Sin embargo, ahora ese indicador podría caer 1.8 años, debido a la cancelación de las clases presenciales para evitar contagios.

¿Cómo afecta el rezago educativo en México?

Si piensas que esta situación es irrelevante, aquí te explicaremos cómo afecta el rezago educativo a un país con más de 25 millones de estudiantes.

Te puede interesar: Regreso a clases no será obligatorio, asegura SEP

Retroceder en la enseñanza de nivel básico, genera que millones de alumnos egresen con conocimientos prácticamente de primaria.

Esto afecta el índice de desempleo, pues la deserción escolar trae consigo más personas en busca de trabajo.

Es decir, el rezago se traduce en dos costos económicos importantes para México:

  • Trabajadores con empleos mal pagados.
  • Una reducción anual del 1.7 del PIB.

Lo segundo se debería, principalmente, a la falta de liquidez que tendrían los 10 millones de estudiantes egresados y con empleos mal pagados.

¿Qué hacer contra el retroceso educativo?

Por ello el IMCO ha propuesto a la Secretaría de Educación Pública (SEP) que realice un diagnóstico de pérdida de aprendizaje en todo el país.

De acuerdo con el organismo, lo cual serviría para generar una estrategia de recuperación educativa y programas para reincorporar alumnos.

Esto luego de que al menos 628 mil jóvenes entre 6 y 17 años han abandonado sus estudios, debido a la crisis económica derivada de la pandemia, según cálculos del Banco Interamericano de Desarrollo.

Además de una especie tutorías que darían acompañamiento a los estudiantes que presenten menores grados de aprendizaje.

¿Qué ha hecho la SEP?

Si piensas que esta problemática no había sido vislumbrada por las autoridades, estás en lo incorrecto. Sin embargo, sí llevará años retomar el ritmo que se tenía antes de la pandemia.

Hasta ahora, la SEP anunció una evaluación de “daños” para combatir el rezago, algo similar a lo que entidades como Quintana Roo realizan.

A través de la estrategia “SOS Educación Quintana Roo”, por ejemplo, la dependencia busca traer devuelta a unos 9 mil alumnos que abandonaron sus estudios.

Te puede interesar: Quintana Roo no está listo para un regreso a clases presenciales