A través de diferentes cuentas de Twitter y páginas se han filtrado fotos intimas de chicas. Este tipo de perfiles tienen una lista con el nombre de las chicas de diferentes estados y cada cierto tiempo las van “actualizando”. ¿De dónde sacan las fotos? ese es un punto en el que existen aún más incongruencias.

Existen páginas que lucran con las fotos de estas mujeres mediante un pago mensual y existen otras en las que se paga por fotos de ciertas chicas.

Actualmente, la ley castiga este tipo de actos, pero la realidad es que las autoridades no hacen nada por frenar e investigar a los responsables de los centenares de páginas de este tipo que existe en el país.

Este es un tema que en Yucatán está tomando mucha fuerza; nuevamente una chica fue víctima de su expareja sentimental.

Ana Baquedano sufrió hostigamiento y su vida se volvió insoportable, pero no se dejó caer y comenzó a dar pláticas para crear consciencia sobre la “pornovenganza” y trabajó para que su estado aprobara una ley que lo castigará, y se logró. Yucatán castiga la “pornovenganza” con penas que van desde los seis meses a los cuatro años de prisión.

Pero hace poco tiempo este estado se volvió el foco de atención, debido a que la cuenta de Twitter de @MeTooMerida en donde se las mujeres podían denunciar públicamente a sus acosadores y/o abusadores, tuvo que ser cerrada debido a fuertes amenazas.

Debido a la cantidad de denuncias, algunos usuarios ofrecieron recompensas a la persona que pudiera dar el nombre de la o las personas que manejaban la cuenta; argumentando que lo único que se gana era destruir familias y relaciones.

Este es un tema y una problemática que las autoridades deben atender, se debe hacer algo para dar con el paradero de los administradores de estas cuentas que lo único que hacen es alimentar el morbo y dañar la integridad de miles de mujeres en el país.

 

Basta con meterse a Twitter y buscar “packs” para darnos cuenta de que existe un sinfín de cuentas que ofertan este tipo de contenido con descripciones que denigran a las chicas.

Este es un perfil de Tijuana:

Y así podemos ir recorriendo el país entero. Sí tú eres víctima de esto no te quedes callada.

La cuenta que se anunciaba en páginas y en Twitter como “Packs de México” específicamente de mujeres de Quintana Roo,Yucatán y Campeche, se amparaba en que únicamente eran personas a las que les gustaba el porno casero y que no se eran responsables de la mala educación que los padres les daban a la víctimas, cuando todo se trata de un abuso de confianza.

La buena noticia es que ya fue cerrada, gracias  a las denuncias de miles de personas que no comparten la idea de estar dañando a otras.

Si eres víctima de esto o alguna persona a la que conozcas esta siendo perjudicada, ¡denuncien!. El filtrar fotos íntimas, sin el consentimiento de las personas implicadas es un delito que se castiga con cárcel.

Ley Olimpia

Esta surgió como una respuesta de la activista Olimpia Coral Melo luego de que sufriera un tipo de violencia que no estaba contemplada por la ley.

Se expareja había difundido fotos y videos íntimos sin su consentimiento, lo que acarreó una ola de críticas y acoso por parte de la sociedad, arrastrándola a intentar quitarse la vida en más de dos ocasiones.

Después de vencer la depresión que el acoso y las burlas le provocaron, en 2014 fundó el Frente Nacional para la Sororidad; elaboró una ley que castiga a los responsables de subir a internet imágenes, vídeos y audios de contenido sexual difundidos sin consentimiento de las personas involucradas.

Sin duda la Ley Olimpia es un gran paso en la lucha contra la “pornovenganza” o la filtración de fotos, y aunque las mujeres sean las más propensas a este problema, existe casos de hombres que se han visto afectados, los cuales no denuncian por vergüenza.

La próxima vez que te digan que “roles” o te ofrezcan un “pack”; piénsalo dos veces, podrías terminar en prisión.