Según EE.UU, el abogado conservador estadounidense Christopher Landau, perteneciente a la firma Quinn – Emmanuel – Urquhart es la mejor opción para estar al frente de la embajada homónima en nuestro país. Propuesta que será entregada a la brevedad al senado. Este puesto sigue disponible desde que la embajadora Roberta Steinfeld Jacobson renunciara en mayo de 2018.

El abogado de 55 años no cuenta con experiencia diplomática, sin embargo, cuenta con puntos a favor para el puesto: es reconocido por su impecable carrera en el litigio de apelaciones, egresado de Harvard, de nacionalidad española, hijo de ex embajador estadounidense en Paraguay, Chile y Venezuela.

La UNAM ya ha brindado opinión al respecto hace cuatro meses, interpretando que para Trump se trata de un “traslado de su política diplomática hacia una de mano dura por el nacionalismo, proteccionismo y unilateralismo que lo caracterizan, de acuerdo con internacionalistas”.