¿Cuál crees que está siendo uno de los servicios que está incrementando su demanda durante el tiempo que lleva la pandemia? Probablemente es algo que a muchos no nos pase por la cabeza o que muchas personas piensen que hay cosas más importantes por las cuales preocuparse, pero la verdad es que una gran cantidad de personas están aprovechando el tiempo que están pasando en casa para realizarse arreglos estéticos.

Sí, arreglos estéticos durante la pandemia y por supuesto que no tiene nada de malo, teniendo el dinero y las posibilidades ¿quién no? Pero ¿por qué durante la pandemia?

Muy fácil, el confinamiento y el distanciamiento social permiten a las personas realizarse operaciones estéticas y recuperarse tranquilamente en la comodidad de su hogar y seguir trabajando. Además, para cuando sea momento de regresar a la normalidad se verán y se sentirán bien consigo mismos, y no estarán lidiando con las preguntas que cuestionarán sus decisiones.

Otro factor, que está muy relacionado al sentirse cómodos y ahorrar más de un par de cuestionamientos son las mascarillas. Todo mundo está usando mascarilla y quienes se someten a algún procedimiento estético tienen que utilizarlas, así que es una forma de pasar desapercibidos.

Estados Unidos, Japón, Corea del Sur y Australia son los países que han mostrado un incremento considerable de pacientes que buscan relleno de labios, bótox, estiramientos faciales y rinoplastias.

El líder en cirugías estéticas

A raíz de la pandemia en Corea del Sur, país altamente conocido por su oferta en este tipo de procedimientos, los centros de cirugías estéticas dejaron de recibir pacientes extranjeros.

A pesar de dejar de recibir pacientes de otros países, los locales han estado llegando a las clínicas. Incluso varias clínicas han optado por ofrecer descuentos.

Un profesor entrevistado por el diario Joongang Daily, quien se sometió a una cirugía de párpados en febrero, dijo que todas las clínicas de cirugía plástica que visitó se encontraban llenas.

En una entrevista con la BBC, el Hospital Bk en Seúl comentó que las personas al principio estaban muy nerviosas, pero que después de un tiempo comenzaron a ir cada vez más, tanto que “se estima que el número de pacientes aumentará en 50% en comparación con la misma temporada del año pasado”.

Las visitas de pacientes extranjeros y las que se están realizando en línea están comenzando a aumentar.

En Japón las cosas no fueron diferentes

A pesar de que en Japón no se aplicó una cuarentena oficial, el primer ministro sí decretó un estado de emergencia que se extendió hasta el 31 de mayo y se le pidió a la población que permaneciera en casa, pero eso no fue suficiente para cesar por un tiempo los procedimientos estéticos.

La Asociación de Medicina Estética de Japón tuvo que verse obligada a declarar que los procedimientos cosméticos no eran algo esencial para muchas personas y trato de hacer que las personas entendieran que lo mejor por el momento, y por lo que durara la pandemia por COVID-19, era esperar.

La coordinadora de la clínica Bliss Clinic en Fukuoka, al sur de Japón, comentó que cada vez es más la cantidad de personas que llega para recibir algún tratamiento estético, argumentan que quieren aprovechar el tiempo que están fuera del trabajo para cuidarse mejor.

¿Estarías dispuesto a realizarte un tratamiento estético en este momento?

Cuando regresemos a la oficina veremos a nuestros compañeros con una nariz más respingada.