¿Pagarías millones de pesos por un meme o una obra digital? Pues cientos de personas lo están haciendo y todo, a través de los NFT.

Las tres letras juntas son las siglas en inglés de token no fungible (Non Fungible Token, NFT) y en pocas palabras, funcionan como un certificado.

Por ejemplo, en economía se dice que un activo fungible es algo con unidades que se pueden intercambiar fácilmente, como dinero.

Es decir, que un billete de 20 pesos puedes cambiarlo por dos monedas de 10 pesos sin que pierdas, porque juntos tienen el mismo valor.

Pero si algo no es fungible, significa que tiene unas propiedades únicas, por lo tanto, no puede ser intercambiado.

De esta manera, los NFT son un activo “inimitable” en el mundo digital que puede ser comprado y vendido como cualquier otro tipo de propiedad.

Te puede interesar: ¿Cuánto sabes sobre criptomonedas?

Sin embargo, a diferencia de un cuadro u obra de arte, no tienen forma tangible en sí mismos, por lo que muchos los consideran como una burbuja a punto de explotar.

¿Por qué adquieren tanto valor los NFT?

codigo digital

Un pedazo de archivo digital puede copiarse y copiarse, entonces sería no fungible, pero la introducción de los NFT ha cambiado esto.

Porque con ellos se crea un certificado digital de propiedad que puede ser comprado y vendido, como operan las criptomonedas.

Y al igual que ellas, queda un registro de quién posee lo que está almacenado en un libro de contabilidad compartido como el blockchain.

Es decir, que aunque la obra, meme o archivo se siga compartiendo, quien tenga el token, tendrá el certificado de que posee el original en formato digital.

Y no pueden ser falsificados porque el libro en cuestión es mantenido por miles de computadoras alrededor del mundo.

Pagan millones por un objeto intangible

servidor

Tal vez pienses que es imposible que alguien pueda pagar por algo que no puede tener físicamente, pero ¡está ocurriendo!

En teoría, cualquiera puede tokenizar su trabajo para venderlo como un NFT, ya que el interés ha crecido a raíz de las ventas multimillonarias.

El 19 de febrero, Gif de Nyan Cat, el famoso meme de 2011 de un gato con cuerpo de galleta volando, se vendió por más de medio millón de dólares.

Gif de Nyan Cat

Y no fue el único, la cantante canadiense Grimes vendió una colección de obras digitales por más de seis millones de dólares.

Mientras que el fundador de Twitter Jack Dorsey vendió su primer tuit en la red social por 2.9 millones de dólares.

¿Invertirías tus ahorros en un NFT?

Continua leyendo: Libra, la nueva criptomoneda de Facebook. Esto es lo que debes saber