Lorena Ramírez, es una corredora rarámuri a la que no le hace falta la ropa dry fit o calzado deportivo. Ella nunca imaginó ser parte de los mejores deportistas del país, ganar maratones, ser la inspiración de muchas personas o tener un proyecto producido por Netflix.


´Lorena, la de pies ligeros´ es un corto documental dedicado a su vida y a su comunidad, en el que el cineasta mexicano Juan Carlos Rulfo, no solo se centra en contar quién es Lorena Ramírez, sino en mostrar parte de lo que es vivir en una comunidad rarámuri.

El documental se estrenó el pasado 20 de noviembre y cuenta con magníficas tomas de la Sierra Tarahumara de Chihuahua, por donde Lorena transita todos los días.

´Rarámuri´ significa “corredores a pie” en Tarahumara o como el título del documental propone, “la/el de los pies ligeros”, en dicho trabajo, la deportista nos habla sobre sus logros y las motivaciones que la han colocado en el lugar en el que se encuentra.

Lorena entiende español, aunque nunca aprendió a hablarlo; nunca fue a la escuela porque al igual que sus hermanas tenía que cumplir con responsabilidades domésticas, además, la escuela más cercana quedaba a cinco horas caminado y solo acudían hombres.

Ramírez viene de una familia de corredores, tan solo su padre, el Sr. Santiago Ramírez ha ganado tres veces el ultramaratón de Guachuchi.

Lo que identifica y ha vuelto famosa a Lorena, aparte de ser una gran corredora, es su nulo interés en utilizar calzado o ropa deportiva, muy al contrario de la mayoría de los atletas, ella corre en huaraches de plástico y vestimenta tradicional.

“La gente que sí los usa siempre va detrás de mí”, comenta Lorena cada que le preguntan si optaría por utilizar el tipo de zapatos que los maratonistas utilizan.

En 2017, una lesión de rodilla la forzó a abandonar la competencia que la llevó a convertirse en la primera mujer rarámuri en participar en el ultramaratón Tenerife Bluetrail, regresando el siguiente año para llevarse el tercer lugar.

Aunque por el momento sea para ella muy emocionante verse en el documental o en portadas de revistas, afirma no estar interesada en la fama; sus únicos planes son seguir corriendo y ganar maratones.