Las instrucciones para suicidarse y la noticia falsa sobre YouTube Kids

La semana pasada vimos en redes sociales una nota que corría viralmente, donde se afirmaba que en YouTube Kids había contenido donde le dan a los niños instrucciones sobre cómo suicidarse.

En las noticias que en Mar de Fondo corroboramos, afirman que una madre pediatra de Florida, Free Hess, dijo que ella y su hijo vieron videos de dibujos animados en YouTube Kids que tenía insertado en medio imágenes de un hombre con gafas de sol que les decía a los niños cómo cortarse las muñecas.

En su denuncia agregó para el medio estadounidense CNN: “Soy pediatra y veo que cada vez más niños vienen con auto lesiones e intentos de suicidio. No dudo que las redes sociales y cosas como esta contribuyan”.

Las notas que más se viralizaron afirman que era Momo, una escultura de ojos saltones y pies de pájaro, la que aparecía en los videos para los niños incitándolos a suicidarse, al cual muchos nombraron el #MomoChallenge.

Y claro, algo tan delicado provocó que en tan sólo una semana un post en inglés se compartiera al menos 200,000 veces, sobre todo en Facebook. Una cosa llevó a la otro muchísimos medios nacionales e internacionales cayeron en el error de publicar notas sobre el tema, hasta con instrucciones para prevenir que los niños vean mensajes suicidas, como lo hizo el diario español La Vanguardia. Incluso Kim Kardashian, que tiene la modesta suma de 129 millones de seguidores, pidió a través de sus historias en Instagram que se acabara con el challenge.

Sin embargo, un par de días después el diario español El País, es su sección Verne, publicó una nota donde comparte las declaraciones del portavoz de Youtube, donde dice: “Al contrario de lo que ha estado informando la prensa, no hemos recibido ninguna prueba de video mostrando o promoviendo este reto de internet en YouTube. Este tipo de contenido violaría nuestras normas de uso y se eliminaría de inmediato en cuanto se marcara como contenido inadecuado”.

También el reconocido medio inglés, The Guardian, publicó: “Aunque se haya hecho con la mejor de las intenciones, publicitar información falsa sobre este asunto solo ha conseguido que se dispare la curiosidad entre los jóvenes”.

A pesar de la sensibilidad del tema, a veces compartir y publicar estas noticias fortalece la desinformación entre la sociedad, provocando mitos y angustia entre muchas personas.

Si algo podemos rescatar de esta fake news, es la importancia de supervisar el contenido que consumen los pequeños en televisión y plataformas digitales.