El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) pide al menos mil 500 millones de pesos para llevar a cabo un rescate arqueológico, histórico y paleontológico a la par de la construcción del Tren Maya, proyecto que en opinión de estos investigadores, carece de información precisa para su realización.

Aunque el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) no ha definido las coordenadas precisas ni rumbo del tren, durante su recorrido hay 30 zonas arqueológicas, dos sitios históricos y 15 áreas naturales protegidas, así como tres zonas patrimonio mundial, las cuales están totalmente explotadas y registran una importante carga de turismo y de comercio ambulante.

Ante las quejas insistentes por parte de los investigadores en el foro “Tren Maya. Mitos y realidades”, Javier Velázquez Moctezuma, coordinador científico del Fonatur, comentó que la realización del Tren Maya es un hecho.