Hace uno días declaraba el subcomandante Moisés ante las filas del EZLN que no permitirán, por su parte, que la Guardia Nacional ni que el Tren Maya, pasen por sus tierras.

Por un lado, la Guardia Nacional es fácil de reconocer para ellos, es decir, les es familiar; huelen a militar, se mueven como militares, se conducen como militares… para ellos son militares.

Por otro lado, se encuentra el ambicioso y turístico proyecto del Tren Maya, considerado además de ecocidio, una idea invasora ante sus ideales.

Pero, ¿qué no hay una foto de López Obrador junto al entonces subcomandante Marcos?, ¿qué no se supone que los ideales de ambos son de izquierda, y por tanto, compaginarían durante esta administración? Las respuestas en orden son: sí, sí y no, y no.

Sí, existe una fotografía de ellos juntos. Sí y no, las ideas de ambos son de izquierda, pero sin olvidar el extremo del movimiento zapatista y su radical forma de unir al pueblo, casi sin consideración de nada más. Y no, las ideas no deben de estar compaginadas al cien por ciento, ya que cada uno pelea su lucha y desde sus trincheras velan por intereses diferentes.

El rojo y la izquierda se conocen, estudian juntos, pero no se lleva en el recreo.