Las restricciones generadas por la pandemia de coronavirus, ocasionaron un aumento exponencial en el tráfico ilegal de especies silvestres en México, según cifras de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

De acuerdo con la dependencia, entre 2019 y 2020, el número de especies silvestres aseguradas por la Profepa aumentó 660 por ciento.

Ernesto Zazueta, Presidente de la Asociación de Zoológicos Criaderos y Acuarios de México (AZCARM), agregó que en tan solo 3 decomisos durante este 2020, se alcanzó un número de casi 33 mil animales rescatados.

Rescatan a especies silvestres en México

El 26 de noviembre pasado, la Profepa, la Fiscalía General de la República y la Guardia Nacional catearon dos inmuebles en la Ciudad de México, asegurando 15 mil animales de diferentes especies.

Te puede interesar: ¡NADIE SABE DÓNDE ESTÁN! PROFEPA PIERDE CASI MIL ANIMALES SILVESTRES

Muchos de estos seres vivos estaban en condiciones de hacinamiento y algunos eran sujetos a protección especial.

Entre los animales rescatados estaban tortugas terrestres y “casquito”, “dragoncitos”, cocodrilos, guacamayas, tucanes, pericos cabeza amarilla y monstruos de Gila,

Todas estas especies protegidas por la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010.

Crisis económica favorece tráfico ilegal de especies

La razón de este incremento podría estar relacionada con la situación económica tan adversa por la que atraviesan decenas de familias en México, toda vez que recurren al tráfico ilegal de especies para subsistir.

Esta hipótesis está incluida en el estudio “Crimen y contagio. El impacto de una pandemia sobre el crimen organizado”, realizado por la Iniciativa Global Contra la Delincuencia Organizada Trasnacional.

En él, también ponen como posible factor el impacto que ha tenido el coronavirus en los animales silvestres, los cuales son vistos por ciertas culturas como “curativos”.

Ejemplo de ello ha sido el tráfico ilegal del cuerno de rinoceronte, que comerciantes con sede en China y Laos venden como la “cura” para el SARS-CoV-2.

No obstante, según Ernesto Zazueta otro factor importante que podría estar generando esta problemática, es la reducción del presupuesto a la Profepa.

“Desde mi punto de vista, también ha aumentado el tráfico porque le han quitado mucho el presupuesto a Profepa, tienen muy pocos inspectores y no pueden estar checando a los traficantes y estos lo saben. A veces no tienen ni para la gasolina”, dijo.

¿Qué opinas?

Te puede interesar: MÉXICO, ENTRE LOS PAÍSES CON MÁS ESPECIES EN PELIGRO DE EXTINCIÓN