Estos dos funcionarios de los estados de Yucatán y de Quintana Roo fueron suspendidos por haber expresado comentarios misóginos en sus redes sociales.

Fausto Enrique Loría Ortiz, empleado de la Fiscalía General del Estado de Yucatán fue dado de baja de su cargo luego de que sugiriera en su Facebook que las mujeres que se manifestaron el pasado fin de semana debían ser rociadas con gasolina e incendiadas.

Escribió en su cuenta de Facebook: “Por que no pasa una pipa llena de gasolina y les prenden fuego?? De verdad qué patético”, respecto a la protesta contra la violencia machista en el país.

despiden funcionario

El gobernador de Yucatán, Mauricio Vila, más tarde anunció por medio de su cuenta de Twitter que Fausto Enrique sería dado de baja de manera inmediata, pues la violencia contra la mujer no sería tolerada.

Ante esta respuesta del gobernador de Yucatán, una ciudadana denunció también un caso similar por parte de un actuario adscrito en Chetumal al Juzgado Familiar Oral del Tribunal Superior de Justicia del Estado.

Ernesto Reyes, servidor público del Poder Judicial de Quintana Roo escribió “Deberían de agarrarlas a vergazos por vandalizar, perras llenas de odio e intolerancia, putas locas”.

El Consejo de la Judicatura del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) informo el cese del funcionario; en un comunicado se señala que se termina la relación laboral debido a las expresiones contrarias a los derechos de las mujeres emitidas por el servidor.