La nueva normalidad ha llegado a las playas y, con el fin de evitar aglomeraciones y la propagación del coronavirus, sin seguir limitando a población a quedarse en casa, se pondrá en marcha el “Nuevo acuerdo de uso de playas” establecido por la Secretaría Federal Marítimo Terrestre y Ambientes Costeros (Zofematac) mismo que deberán adoptar gobiernos estatales y ayuntamientos locales.

Las personas que deseen ir a la playa deberán usar cubrebocas durante todo el trayecto a la playa, en los accesos y áreas comunes, y podrán quitárselos una vez que lleguen a la zona que se les asigne. Al caminar por la playa y meterse al agua deberán respetar la sana distancia.

Esta medida fue adoptada luego de estudios científicos sostuvieran “la acción conjunta de la sal en el agua de mar, la radiación ultravioleta solar y la alta temperatura que puede alcanzar el área, son favorables para la inactivación de los agentes patógenos” comentó el director general de Zofematac, Rodrigo Hernández Aguilar, en una entrevista con Milenio.

El acuerdo que será publicado en el Diario Oficial de la Federación (DOF) a más tardar la próxima semana contempla un aforo de 40 personas por cada mil metros cuadrados. Es decir, las sombrillas y camastros deberán colocarse a una distancia de 4 metros entre personas.

Las actividades lúdicas y deportivas también estarán prohibidas y sólo se permitirá que en el agua permanezcan 15 personas al mismo tiempo.

¿Estás listo para regresar a la playa?