Unos cubrebocas hechos con hoja de plátano están causando sensación en gran parte del mundo, esto luego de que se comprobara que son mejores que los KN-95 y además son biodegradables.

La abacá esuna fibra de Filipinas que podría reemplazar al plástico en millones de mascarillas y batas de hospital que el mundo está empleando para combatir el coronavirus.

Te puede interesar: CUBREBOCAS CONTAMINAN LAS PLAYAS DE QUINTANA ROO

Esta fibra que se usa en bolsitas de té y billetes de banco en ese país es tan duradera como el poliéster y se descompone en dos meses, dijo el director de la agencia filipina de fibras, Kennedy Costales.

“Con esta pandemia, si todos compramos máscaras hechas de fibra sintética, se amontonarán en los basureros porque tardan mucho en descomponerse”, agregó.

Los esfuerzos globales para prohibir los plásticos de un solo uso han retrocedido a medida que las naciones priorizan la higiene sobre el medio ambiente para los envases y suministros médicos.

Cubrebocas hechos de hoja de plátano

Por ello, estos cubrebocas hechos de hoja de plátano han dado esperanza a empresas químicas como LyondellBasell Industries NV y Trinseo SA.

Se prevé que las ventas de mascarillas desechables aumenten un 200% en todo el mundo y se recaudé alrededor de 166 mil millones de dólares, según un artículo de las Naciones Unidas.

Las empresas se rehúsan a reemplazar el plástico con alternativas biodegradables por dos razones:

  • El costo de las mascarillas.
  • Si los nuevos materiales son lo suficientemente fuertes y efectivos para uso médico.

Un estudio del Departamento de Ciencia y Tecnología de Filipinas mostró que el papel de abacá es más resistente al agua que una máscara comercial KN-95.

Además tiene tamaños de poro dentro del rango recomendado por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC por sus siglas en inglés). Estos tamaños de poro son indispensables para filtrar partículas peligrosas.

Costales dijo que la demanda de abacá podría crecer “exponencialmente” este año, con un 10% de la producción destinada a usos médicos, en comparación con menos del 1% en 2019.

Pratik Gurnani, consultor de Future Market Insights, dijo que la fibra de abacá está ganando popularidad rápidamente gracias a que los gobiernos y los fabricantes de todo el mundo que quieren producir prendas médicas más reutilizables y seguras para el cuidado de la salud profesionales de la salud.

¿Confías en estos cubrebocas biodegradables?

Te puede interesar: ENCUENTRAN A MANATÍ CON LA PALABRA ‘TRUMP’ TALLADA EN SU LOMO