Una gran problematica para la Riviera Maya es que los corales se están acabando lentamente gracias a la contaminación.

Es una zona en donde la belleza natural abunda de una manera impresionante, siendo catalogada como uno de los mejores destinos turísticos del mundo.

La conservación del ambiente y los esfuerzos de ser una sociedad que contamine lo menos posible, es algo en lo que la población hace mucho énfasis.

Desgraciadamente, estas acciones no han sido suficientes, ya que en los últimos años por la necesidad de crecimiento, hermosas áreas naturales han ido desapareciendo poco a poco. Esto ha traído consecuencias negativas en la zona.

Corales se están acabando lentamente

Un claro ejemplo de esta terrible situación es la desaparición o afectación del 80% de los arrecifes en la zona, esto se ha dado gracias a la contaminación, fenómenos hidrometeorológicos y calentamiento global.

Debemos de recordar que los arrecifes de coral son de los ecosistemas más diversos y complicados del mundo, su importancia es inimaginable. Le brinda alimento y refugio a más de un cuarto de la vida marina. El ser humano depende de ellos por la pesca, protecciones costeras y por las actividades turísticas que se pueden hacer.

“Los corales están desapareciendo en un ritmo alarmante en 20 puntos ubicados en la Riviera”, estas fueron las palabras del director del instituto Phamton, Jorge Carlos Loria Correa, buzo experto con más de 25 años de experiencia en actividades de buceo en el corazón de la Riviera Maya.

Desgraciadamente, este fenómeno no solo se está presentando en el Caribe. Tanto en México, como en el mundo, los corales van desapareciendo a un ritmo demasiado rápido.

Jorge Loria, mejor conocido como “El chino”, cerró con una invitación a todos los prestadores de servicio para cuidar los arrecifes y apegarse a las normatividades que se establecen la Reserva de la Biosfera del Caribe mexicano.

Un problema tan grande no lo pueden resolver solo los expertos e involucrados directamente con él, por eso hoy te invito a que cada vez que puedas ayudes a contaminar menos y puedas dejar tu granito de arena para evitar más caos ecológico.

Y tú, ¿qué haces para dejar tu granito de arena?