A pesar de situarse en un lugar legalmente prohibido, construyen una residencia dentro de la poligonal de la Zona de Monumentos Arqueológicos de Tulum-Tankah, declarada también como Área Natural Protegida (ANP) denominada Parque Nacional Tulum (PNT), cuyo decreto presidencial, vigente desde 1981, prohíbe construir en el sitio.

La edificación de la mansión, que se encuentra al pie de la costa, colinda con la muralla arqueológica, violenta un acuerdo de destino registrado el 15 de diciembre de 2007 a favor de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), que le confiere la administración de 184 mil 409 metros cuadrados de la zona federal marítimo-terrestre, adyacentes al PNT, para efectos de protección y conservación ambiental.

También quebranta las disposiciones de la Mega Reserva del Caribe Mexicano, Área Natural Protegida (ANP) decretada el 7 de diciembre de 2016, al invadir una subzona no apta para desarrollo urbano.

El lugar preserva gran número de vestigios como el centro cívico ceremonial, rodeado y protegido por una muralla -única en su género – y un edificio conocido como El Castillo.

La casona identificada Conanp como Casa Km 8 fue denunciada por la institución ante la FGR cuando se encontraba en obra negra desde noviembre del 2019.