De acuerdo con el Programa de Manejo del Área Natural Protegida (APN) de Yum Balam publicado en el Diario Oficial de la Federación (DOF) únicamente se construirán en Isla Grande 800 viviendas de las nueve mil habitaciones propuestas por el Consejo Asesor de Holbox.

Ante la falta de recursos entre otras cosas relacionadas en las reglas que marcaría el Plan de Manejo que la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), mediante votaciones, el Consejo optó por contratar a la empresa Stantec en abril del año pasado para que diseñaran la propuesta del documento regulado con el compromiso de la Conanp lo tomará en cuenta.

Mediante un largo estudio realizado por instituciones científicas de Quintana Roo, Mérida y recorridos por la zona, la propuesta final de Stantec fue de nueve mil habitaciones para Isla Grande y 12 mil para la zona continental de Chiquilá.

Tal propuesta generó desacuerdo entre los integrantes del consejo y la Secretaría de Ecología de Medio Ambiente de Quintana Roo, ya que no se tomó en cuenta la demanda de servicios que conlleva la construcción y uso de los desarrollos turísticos.

El presidente de Lázaro Cárdenas, Nirvado Mena Villanueva, aseguró que buscarán la manera de modificar el Plan de Manejo de Yum Balam, debido a que el tipo de construcción resulta frágil para Isla Grande, ya que frente a ella hay mar abierto.

Ante la solicitud, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental, A.C (Cemda) analizará el documento lo más pronto posible, pero debido a su extensión les tomará un par de días concluirlo.

El consejo de Asesor de Holbox actualmente está integrado por inversionistas, ejidatarios, prestadores de servicios, empresarios hoteleros e instituciones de investigación, quienes hace poco más de dos años lo crearon con la finalidad de establecer acuerdos convenientes para todas las partes involucradas.

En cuanto a la construcción

En el documento regulado se detalla que en las subzonas de aprovechamiento de la franja de la marina se podrá construir exclusivamente instalaciones tipo palafitos para alojamiento de visitantes dejando como mínimo 600 metros de frente al mar en función de 0.16 palafitos por hectárea siendo máximo 800 palafitos respecto a la totalidad de Isla Grande.

Las instalaciones deberán estar sostenidas sobre pilares o estacas, integradas por cuartos y suites, el cual  dispondrá de un baño por cada palafito como máximo.

En cuanto a la altura, las construcciones no podrán exceder los ocho metros sobre el nivel medio del desplante de la construcción.

Relacionado con los servicios básicos, el suministro de energía eléctrica, agua potable, gas y saneamiento deberá ser subterránea.

Prohibiciones generales

Queda estrictamente prohibido:

-Instalar o establecer estructuras que modifiquen las corrientes marinas o provoque erosión de la costa.

-Introducir especies tóxicas, incluyendo las invasoras.

-Pet o plástico.

-Uso de drones, salvo para investigación científica.