Representaciones consulares de la Unión Europea en México, embajadores de Suiza y Noruega y la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH), condenaron el pasado asesinato del periodista Francisco Romero Díaz.

Con el homicidio de Romero ya son al menos seis los periodistas asesinados en México durante 2019,  situación grave para las naciones europeas, quienes solicitaron poner un alto a esta situación.

Por su parte, Jan Jarab, representante de la ONU-DH en México, condenó el homicidio señalando que “la impunidad en la que permanecen los asesinatos de Rubén Pat y José Guadalupe Chan y las agresiones que había denunciado el propio señor Romero alienta la continuidad de los ataques a la libertad de expresión”, expresando su preocupación por la falta de resultados en las investigaciones abiertas para esclarecer casos anteriores de asesinatos de periodistas en México. 

Asimismo, urgen a las autoridades  investigar adecuadamente todos estos crímenes y llevar ante la justicia a los autores materiales e intelectuales de estos hechos.