La vacuna de AstraZeneca ha sido asociada con diversos efectos secundarios, el más preocupante, la producción de coágulos.

¿Pero cuál es el motivo por el cual este biológico provoca tal reacción en el cuerpo? La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) finalmente dio algunas respuestas.

Una posibilidad es que pueda desencadenar una respuesta inmune que conduzca a un trastorno atípico por heparina (TIH), un anticoagulante.

La reacción adversa al fármaco activa las plaquetas y la coagulación, produciendo un aumento en la formación de trombos.

Te puede interesar: ¿POR QUÉ PERSONAS MAYORES DE 60 AÑOS RECHAZARON VACUNARSE EN CANCÚN?

Teoría que se ha discutido desde hace algunas semanas, denominándola “trombocitopenia trombótica inmunitaria inducida por vacuna”.

¿Tenían pacientes un antecedente común?

En las investigaciones detrás de estos casos de trombos se descubrió que todos los pacientes afectados tenían un número bajo de plaquetas.

Refiriéndose a las células sanguíneas que normalmente ayudan a reparar el sangrado en el cuerpo.

Aunque también se concluyó que los pacientes tenían un anticuerpo particular, muy similar al TIH y que activa las plaquetas.

Este anticuerpo, que podría haberse activado con la vacuna AstraZeneca, hace que las plaquetas se agrupen por error y formen coágulos.

Los resultados de las observaciones se publicaron el 9 de abril en el New England Journal of Medecine.

¿Existe alguna solución, cuáles son los síntomas?

Aunque la reacción secundaria de la vacuna ha causado preocupación, la comunidad científica sostiene que esta sigue siendo muy rara e incluso tratable.

La agencia reguladora europea afirmó que es necesario que el personal de salud identifique las señales de una posible complicación.

De esta manera se puede ayudar a los afectados en su recuperación y evitar casos graves.

Los síntomas son:

  • Dificultad para respirar
  • Visión borrosa
  • Dolor de cabeza severo y persistente
  • Dolor de pecho
  • Hinchazón en la pierna
  • Molestia abdominal persistente
  • Pequeñas manchas de sangre debajo de la piel

Asimismo, señalaron que la mayoría de los casos notificados de trombos han ocurrido en mujeres menores de 60 años.

Pero, no se ha podido concluir si es que la edad, el género o los historiales médicos puedan ser factores adicionales de riesgo.

Te puede interesar: BUSCAN CÁRCEL POR SIMULAR VACUNAR CONTRA COVID-19