El calentamiento global tiene diferentes facetas y una de ellas es la mala calidad del aire que respiramos todos los días y que cada vez enferma a más personas.

La contaminación del aire contribuye a la muerte de 7 millones de personas anualmente.

También representa un peligro letal para muchas personas:

  • precipita afecciones que incluyen enfermedades cardíacas,
  • enfermedades pulmonares,
  • cáncer de pulmón y
  • accidentes cerebrovasculares.

Te puede interesar: Tips para ahorrar luz al usar tu aire acondicionado

La calidad del aire no es prioridad

A pesar del daño que causa, hay señales preocupantes de que la contaminación del aire no se considera una prioridad en muchos países.

En la primera evaluación de las leyes de calidad del aire, publicada el 2 de septiembre por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, se reveló que alrededor del 43 por ciento de los países carecen de una definición legal de contaminación del aire, entre ellos México.

Principales causas de la contaminación

Hay cinco tipos de actividad humana que son responsables de la mayor parte de la contaminación del aire:

  • agricultura,
  • transporte,
  • industria,
  • residuos y
  • hogares.

Los procesos agrícolas y el ganado producen metano, un gas de efecto invernadero extremadamente poderoso y una causa de asma y otras enfermedades respiratorias.

El metano también es un subproducto de la quema de desechos, que emite otras toxinas contaminantes, que terminan ingresando a la cadena alimentaria.

Mientras tanto, las industrias liberan grandes cantidades de monóxido de carbono, hidrocarburos, partículas y productos químicos.

Es un problema urgente

La evidencia de los efectos de la contaminación del aire en los seres humanos está aumentando ha encendido la alerta ante la ONU.

En los últimos años se ha descubierto que la exposición a la contaminación del aire contribuye a un mayor riesgo de diabetes, demencia, deterioro del desarrollo cognitivo y menores niveles de inteligencia.

Además de esto, sabemos desde hace años que está relacionado con enfermedades cardiovasculares y respiratorias.

Responsabilidad del gobierno y sector privado

En el Día Internacional del Aire Limpio para los cielos azules, la ONU pide a los gobiernos que hagan más para reducir la contaminación y mejorar la calidad del aire.

Las acciones específicas que podrían tomar incluyen:

  • Implementar políticas integradas de calidad y cambio climático;
  • la eliminación progresiva de los automóviles de gasolina y diésel; y
  • comprometerse a reducir las emisiones del sector de los residuos.

Las empresas también pueden marcar la diferencia al comprometerse a reducir sus niveles de contaminación de manera integral.

¿Qué puedo hacer yo?

A nivel individual, como demuestra el costo dañino de las actividades del hogar, se puede lograr mucho si cambiamos nuestro comportamiento.

Las acciones simples pueden incluir el uso del transporte público, andar en bicicleta o caminar.

Reducir los desechos domésticos y hacer compostaje; comer menos carne cambiando a una dieta basada en plantas; y procurar la conservación de energía.

Te puede interesar: Calidad del aire: 9 de cada 10 personas del mundo inhalan contaminación