Kantunilkin.- La gastronomía maya se pone de manifiesto durante la fiesta patronal de esta ciudad con la elaboración del relleno negro, cochinita en pibil entre otros suculentos platillos mayas que es degustado por cientos de habitantes de todo el municipio.

Para elaborar estos manjares mayas, únicos en la Península de Yucatán, Abelardo Pool Che presidente de la Feria Tradicional explicó que las mujeres y los hombres se dividen para realizar trabajos distintos. “Los hombres se abocan a excavar el horno rústico, colocar la leñas, piedras entre otros para que ardan y cuezan la comida”.

En tanto las mujeres se abocan a preparar los alimentos desde los ingredientes, la cantidad de carne y todo lo que lleva prepararlo para que, más tarde, se coloquen en el horno rústico donde estará cocinándose toda la noche y, al día siguiente, muy temprano se saca cuidando que la tierra no caiga en las pailas de relleno o cochinita.

El horno rústico llega a medir hasta 20 metros, dependiendo de la cantidad de pailas de comida que se prepare, los cuales se distribuyen entre todos los invitados que llegan de diversos puntos del estado.