Durante un periodo extraordinario y con un total de 389 votos a favor, 60 en contra y 2 abstenciones, el Pleno de la Cámara de Diputados aprobó el proyecto de reforma de los artículos 3, 31 y 73 constitucionales en materia educativa, el cual establece la obligación del Estado para garantizar una educación de excelencia para todos sus niveles.

Entre los principales modificaciones que abarca el proyecto se encuentra la modificación al artículo 3°,  que especifica que el Estado deberá garantizar que los materiales didácticos, la infraestructura educativasu mantenimiento y entorno sean idóneos para la educación.

Además se estipulan otros puntos, como la desaparición del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), eliminación las evaluaciones que intervienen con la permanencia de los maestros en el servicio, y  los derechos laborales de los maestros regidos ahora por el Apartado B del artículo 123 de la Constitución.

Este dictamen se devuelve al Senado de la República.