Gisela Maldonado, miembro del Comité Estatal para la Protección de la Tortuga Marina, informó que a más del mes del inicio de la temporada de anidación de la tortuga marina se ha comenzado a reportar el robo de huevos, la caza y perturbaciones en las playas.

En parte se debe al confinamiento, puesto que las restricciones de movilidad han limitado la vigilancia de las playas y la conformación de campamentos tortugueros. También se tiene el problema de recorte presupuestal del 75% en gastos operativos que ha sufrido Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), que contempla los campamentos para la seguridad de los nidos y destinaba recursos para el pago de combustible de las embarcaciones y vehículos de vigilancia.

Esto ha originado que la gente cometa estos crímenes, se aprovechan de que no hay autoridad que sancione o castigue con cárcel a los responsables.

Solidaridad, Puerto Morelos y Yum Balam son algunos de los municipios en los que se han reportado estos actos, por lo que la experta pide a la ciudadanía contribuir al cuidado de la tortuga marina y reportar inmediatamente cualquier situación que comprometa la preservación de la especie.

¡Salvemos a las tortugas marinas!

 

Te recomendamos: PESCA ILEGAL EN EL GOLFO DE MÉXICO ESTÁ MATANDO A CIENTOS DE TORTUGAS Y DELFINES