En medio de la tercera ola de COVID-19 por la que atraviesa México, el gobierno de Quintana Roo autorizó extender el horario de servicio de restaurantes y antros de Cancún hasta la medianoche.

Paralelamente, se sumó a los protocolos de seguridad sanitaria la exigencia de pruebas negativas o el certificado de vacunación COVID-19 a quienes ingresen a los establecimientos, aunque habrá ingresos “de buena fe”.

La medida se da luego de que la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (Canirac) pidiera a las autoridades una hora más para aprovechar la temporada alta.

Marcy Bezaleel Pacheco, presidente de esta cámara empresarial, dijo a los medios que esta medida será con ciertas restricciones.

Entre ellas están los 22 protocolos establecidos con la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) al iniciar la reactivación económica.

Te puede interesar: La Sedetur analiza exigir pruebas COVID-19 en hoteles de Cancún

Pedirán certificados de vacunación para ingresar

Pero también comenzarán a pedir el certificado de vacunación o pruebas negativas de COVID-19 a quienes ingresen a los establecimientos: tanto al personal que labora en ellos como a la clientela.

Este filtró será aplicado en restaurantes de la zona centro, así como en antros, bares y discotecas de la zona hotelera de Cancún.

De acuerdo con el empresario, las pruebas negativas, por ejemplo, deberán tener una vigencia no mayor a las 72 horas.

Sin embargo, precisó, habrá acceso de “buena fe” para clientes que no tengan ninguna vacuna o prueba vigente.

Mientras que el personal laboral que aún no ha sido inmunizado deberá someterse al reactivo cada cinco días a fin de descartar que alguien porte el virus.

“El personal que aún no se encuentre vacunado deberá realizarse la prueba cada cinco días y la parte de la gente que entre a los restaurantes es la misma dinámica que los aeropuertos: es de buena fe”, precisó

Si bien la venta queda establecida hasta media noche, el horario de entrada a los bares, antros y restaurantes de Cancún solo será hasta las 22:30 horas.

El monitoreo de estas medidas estará a cargo de la Cofepris, el Servicio de Administración Tributaria (SAT), Protección Civil y, en algunos casos, personal de los ayuntamientos.

Te puede interesar: Estudiantes de Bolivia se contagian de COVID-19 en Cancún