De acuerdo con el INEGI, la corrupción se considera una práctica “común”, y tres de cada 10 victimas no denuncian porque obtienen algún beneficio. ¡Denuncia!